Publicado en Críticas de cine

Begin Again

Canciones que redimen: BEGIN AGAIN

Título: Begin again.

Dirección y guion: John Carney.

País: USA. Año: 2013. Duración: 104 min.

Género: Comedia romántica.

Interpretación: Keira Knightley (Greta), Mark Ruffalo (Dan),

Adam Levine (Dave), Hailee Steinfeld (Violet),

Catherine Keener (Miriam), Mos Def (Saul).

Producción: Tobin Armbrust, Anthony Bregman.

Música: Gregg Alexander.

Fotografía: Yaron Orbach.

Montaje: Andrew Marcus.

Hace unos años el irlandés John Carney dirigió una pequeña película titulada “Once” que contaba la historia de un chico y una chica, músicos callejeros, que se encontraban casualmente y a través de un trabajo musical común descubrían la amistad.

La nueva película de Carney, se quiera o no, remite claramente a “Once”, si bien en esta ocasión el director ha contado con más medios y con la presencia de actores famosos.

Gretta (Keira Knightley) y a su novio Day (Adam Levine) llegan a Nueva York con la ilusión desbordada de triunfar en el mundo de la música. Gretta componme y su novio Day es el cantante. Mientras que éste acapara una fama deslumbrante y se deja seducir por el fasto del éxito, Gretta va quedando orillada. Al cabo de poco tiempo, Day la abandona y Gretta queda absolutamente desolada. Una noche, y mientras actúa en una bar, se encuentra casualmente con Dan (Mark Ruffalo), un productor de discos al que acaban de despedir). A raíz de este encuentro, Marc le propone empezar a trabajar juntos. Desafiado a la discográfica, empiezan a colaborar. Tocarán en distintos parajes de Nueva York para hacer una maqueta que ellos mismo deben producir. Esa colaboración les cambiará a los dos. El disco se convertirá en la banda sonora de su transformación.

La película tiene una frescura y una sencillez que seducen desde los primeros momentos. Cada uno de los personajes está tocado por una profunda humanidad. Gretta no acaba de creer en sí misma y duda si sigue enamorada de Day a pesar de que éste le ha sido infiel. Dan se refugia en el alcohol para ir pasando sus fracasos familiares y profesionales. Miriam (Katerine Kenner) sigue queriendo a su exmarido a pesar de no vivir con él por sus excesos y excentricidades,  Violet (Hailee Steinfeld) hija de Dan y Miriam vive una adolescencia marcada por la separación de sus padres y por una falta de autoestima que le lleva a vestir de una manera provocativa.

Son todos ellos seres humanos que comparten el fracaso pero que están decididos a trabajar unidos, dando lo mejor de sí mismos, para hacer algo hermoso juntos: un disco. Para ello irán reuniendo a una troupe curiosa de músicos singulares, con historia cotidianas difíciles, pero con ganas de ser buena gente.

La película rebosa humanidad. Su historia es muy sencilla: unos seres humanos que, a pesar de tener motivos para hundirse, descubren que unidos pueden superarse y crecer. Así iremos viendo como todos los músicos van cambiando, siendo mejores, apostando por la amistad y animándose en los momentos de dificultad. Incluso Miriam y Violet se unirán al grupo. Miriam redescubrirá a su exmarido y Violet se descubrirá como una estupenda guitarrista.

Por encima de todas las relaciones entre el grupo destaca la de Dan y Gretta, que manifiestan una química extraordinaria. Entre ellos surge una amistad sincera y limpia que les va transformando y les ayudará a ser libres (del alcohol, de la fascinación por el famosísimo Day…). Keira Knightley y Mark Ruffalo están estupendos y destilan una humanidad muy convincente.

La música se convierte en el catalizador del cambio, en el motor de la redención de cada personaje. La música será tan digna de respeto que al final no la encadenarán a la dictadura económica de las multinacionales del disco.

La historia de esta aventura musical nos habla de la amistad, del amor nada ramplón, de la capacidad de cambio del ser humano, del valor de la colaboración …

La cámara en mano, la frescura de los diálogos y el tono de comedia aderezan todo este film humilde y bello.

Honesta, optimista y humana, “Begin Again” deja constancia de que con pocos medios y mucho talento, se puede hacer una película magnífica.

JOSAN MONTULL

Anuncios

Autor:

salesiano, cura, cinéfilo, me gusta remar a contracorriente y apostar a perder

Deja tu comentario y te responderé en cuanto pueda

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s